Cartografía Sentimental (LIV) – Que parezca lo que no es

<<<5 cosas>>>

por las que ha merecido la pena seguir vivo en el día de hoy:

 

 

1. El artista vietnamita con pasaporte danés Danh Vo juega en sus obras a crear no ya el hombre sin atributos de Musil, sino algo más gravoso en una época de exclusiva valoración matérica: el hombre sin propiedades.

Para ello se ha casado con diferentes personas para deshacerse de su nombre y multiplicarlo, ha robado ideas a uno de sus ex-novios y las ha utilizado  para beneficio propio, presentándolas en proyectos para conseguir becas, sin el mayor tapujo exhibe propiedades de sus padres como propias o transplanta la lápida (temporal) de su propia madre, desde el cementerio a las galerías.

En su intento de investigar la porosidad de lo público y lo privado Danh Vo refleja en su trabajo esa enfermedad contemporánea que es la anfibología, el anhelo de la claridad: la melancolía.

Un ejemplo de ello podría ser Oma Totem (2009), monolito de inspiración religiosa, puerta de entrada al misterio, cuyo símbolo central queda desacreditado por el objeto que lo contiene.

La obra está conformada por los objetos que la madre de VoNguyen Thi Ty, recibió del The Immigrant Relief Program y de lglesia Católica a su llegada a Dinamarca como refugiada en 1980, y lo componen:

1 televisor Phillips de 26 pulgadas, 1 lavadora Gorenje, 1 nevera Bomann, 1 crucifijo de madera y 1 tarjeta de acceso personalizada para un casino.

 

 

2. La ambiguedad puede ser también tratada utilizando las armas del humor, y así, una entelequia discursiva que destruya el lenguaje puede darse en forma de viñeta, demostrando que un chiste puede ser, en sí mismo, un dilema filosófico.

Lo evidencia Albert Montt en sus Dosis Diariasaquí-.

 

 

3.  Si aplicamos la máxima de nuestra Cartografía  Sentimental de hoy al mundo de la literatura, habremos de recurrir  necesariamente a ese catalán que bien sabe de hacer pasar la autoficción de la vida cotidiana por estética literaria, nuestro infiltrado en los medios, también amante de la metafísica vaporosa de los horóscopos, don Enrique Vila-Matas, cuando en uno de sus Fragmentos Literarios dominicales advierte que:

“La mitad, como mínimo, de lo que contamos debe quedar sin explicaciones que lo hagan demasiado comprensible. ¿O acaso vamos nosotros por la calle comprendiéndolo absolutamente todo?” [1]

[1] Enrique Vila-Matas. El llanto enigmático. El País/Cataluña. 28-11-2010.

 

 

4. Pero, ah! y qué sería de la impostura, el engaño deliberado y la confusión si no echáramos mano de los directores de cine; así lo explica el director cántabro Nacho Vigalondo al calor del visionado de la película Symbol de Hitoshi Matsumoto, autor que combina elementos aparentemente incompatibles, y al cual nuestro realizador gustaría tomar como referente, estímulo y faro.

Con ello, aprovecha Vigalondo para marcarse un manifiesto urgente sobre su poética de estilo:

“Quiero insistir en el valor que doy al hecho de que una obra se arriesgue a parecer su opuesto, y no tenga miedo a provocar la confusión del observador poco afinado, en una época en la que las películas se esfuerzan tantísimo en parecer lo que son, y diseñan y adoctrinan a su público desde mucho antes de su estreno” [2].

[2] Nacho Vigalondo. Te lleva dos, pagas uno. Diario Cinematográfico. Blogs El País. 30- Noviembre-2010.

 

 

5. Por último, y como siempre debe haber semilla para la discordia (y que dure, y que dure, ¡sana ruptura!), nos encontramos con el polo opuesto de todos nuestros invitados anteriores: la rigidez fronteriza.

Constantino Bértolo, director literario del sello Caballo de Troya, al respecto de las fronteras entre crítica intelectual  y la creación literaria, no admite trasvases, ataca la falta de ética que hay en el hecho de que un editor se edite a sí mismo, o que un escritor haga crítica de autores de su propia editorial.

Preguntado al respecto por el periódico chileno El Mercurio, admite que:

“A lo mejor me estoy volviendo una reliquia, pero hay ciertas fronteras que no se deberían pasar” [3].

[3] Constantino Bértolo en entrevista con Pedro Pablo Guerrero. Un editor es un crítico con poder ejecutivo. El Mercurio. 28-Noviembre-2010.


Anuncios

Comentarios desactivados en Cartografía Sentimental (LIV) – Que parezca lo que no es

Archivado bajo (Nuevas) Cartografías sentimentales

Los comentarios están cerrados.