Volantines otoñales

La literatura es una vía del conocimiento [1]

1.

El conocimiento

de uno mismo procede de la literatura, sí, y de los libros que uno ha leído o no leído, escrito o no, sí, pero también de incontables memorias, gestos y acciones.

En estos días en los que el otoño hace aspavientos ya en el balcón, parcialmente indeciso, pero, en cualquier caso, deseoso de explicarnos sus razones,

son días de peculiar peregrinaje por los fondos de armario,

días especialmente caros a la tarea de airear las cosas de uno, sus ropas, aderezos, complementos, accesorios.

Elementos que guardábamos de años pasados, tal vez de siglos atrás, y no sabíamos -o no queríamos saber-.

La entrada del otoño es un momento ideal para descubrirnos.

Para conocer qué es lo que fuimos dejando atrás.

Porque la renuncia dice tanto de nuestra personalidad como nuestros deseos.

Somos nuestro deberes y rebeldías.

Y de eso es de lo que se ocupa de recordarnos el otoño.

No en vano, el triste caballero otoñal es quien remueve saleroso las hojas pálidas de los árboles, de la memoria y el apetito.


2.

La literatura nos pone en el lugar del otro, nos hace vivir en carne propia las pasiones imaginarias de los demás [2]

Esto que dice García Montero es verdad y es mentira.

Es una obviedad como un piano, pero también es una falsedad, porque los demás (y me refiero a los personajes de ficción) no tienen pasiones imaginarias

-¿cómo se habría de imaginar un personaje de ficción a sí mismo?-.

Lo que no advierte nuestro querido poeta es que lo que sucede en el terreno del lenguaje juega con sus propias leyes.

Decía Wittgenstein que la ética debe ser una condición del mundo al igual que la lógica. Y este discurso es perfectamente aplicable al lenguaje. Cambien lógica por verosimilitud y ética por estilo literario, complejidad, o moral de la novela.

Se lo explica Jordi Gracia en las mismas páginas del suplemento Babelia de este fin de semana:

“El realismo no es la imitación de la realidad sino una representación de la experiencia de la realidad” [3]

O sea, que la literatura le gana a la vida por goleada, querido Luís.

3.

Hay otras formas también de ganarle a la vida,

al pesar de las malas cargas y al infortunio de tener que recordar maldades;

ya lo saben que el otoño es mes de limpieza y propósito.

Miren si no este buen montón de ropa que vamos a largar de casa:

IMG01421

Ganarle a ese

xup-xup raonable de l´esperança[4]

que es el otoño es tarea que, pues, realizada con esmero, nos conduce correctamente hacia los próximos meses.

Y es que una de las peores cosas que se puede hacer es achacarle al otoño la envidia del verano, de los calores irracionales.

O lo que es lo mismo: pensarse que la literatura le envidia a la vida, o viceversa.

Esto es pensamiento de tontos.

A la vida se le gana con la alegría. Ya lo dice Gonzalo Escarpa: “nuestra tristeza es la alegría del enemigo”.

A la vida, pues, se la gana con volantines.

Igual que hace el torero con el toro.

Esto es un baile, la vida, no lo olviden.

Es momento pues de sacarle lustre a los zapatos. Porque una cosa es clara, la vida imbécil no es, y no se va a dejar ganar por petimetres con barro en las suelas, con légamo en los ojos y parches en el corazón.

– – – – –

Canción del día:

Febbre D´Amore – The Bone machine

– – – – –


[1] Juan Ángel Juristo. “La poesía del objeto” [sobre Mirar al agua, de Javier Sáez de Ibarra] ABCD de las Letras, 20-Sept-2009

[2] Luis García Montero. “Última estación”. Babelia 26-Sept-2009.

[3] Jordi Gracia. “A la altura del realismo”. A propósito de Los mecanismos de la ficción, de James Wood. Babelia 26-Sept-2009.

[4] Salvador Espriu, “Sota la fredor parada d´aquests ulls”. Incluído en Els 7 pecats capitals (vistos per 21 contistes -en homenatge a Victor Català-). Editorial Selecta. Barcelona. 1ª edición, 1960.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo El yo y sus aledaños, Vida personal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s